Nota de club

El Surne Bilbao Basket apuesta por la presencia interior de Michale Kyser

El interior estadounidense Michale Kyser (Cincinnati, 2.08 metros, 30 años) se convierte en nuevo jugador de los Men In Black. Kyser llega a Bilbao tras ser una pieza importante en la temporada histórica del Hapoel Holon israelí,

©
  

El nuevo fichaje del Surne Bilbao Basket, Michale Kyser, logró proclamarse Campeón de liga y alcanzar la Final Four de la Champions League disputada en el botxo. El pívot consiguió promediar 10.4 puntos, 5.8 rebotes y 1.4 tapones por encuentro en la competición doméstica.

La temporada 20/21 la jugó en las filas del VEF Riga, conjunto con el que disputó la BCL promediando 10.5 puntos, 7.9 rebotes, 2.1 asistencias y 1.6 tapones. De este modo, Kyser se convirtió en el mejor taponador de la competición y en el quinto mejor reboteador.

Michale Kyser vivió su ciclo NCAA en las filas de Lousiana Tech Bulldogs, equipo con el que promedió 8.6 puntos, 6.6 rebotes y 2.8 tapones por encuentro en su última temporada universitaria. Su buen rendimiento le permitió firmar con Toronto Raptors, aunque no llegaría a debutar en NBA con el conjunto canadiense.

Tras ese ciclo, pasó dos temporadas en la G-League, con Raptors 905 y Salt Lake City Stars para posteriormente dar el salto a Europa para jugar en el Kymis griego. De ahí paso al Aris BC, tras el que cruzó de nuevo el charco en la 19/20 para jugar para Lakeland Magic de nuevo en G-League.

El jugador es además el quinto jugador en número de tapones en el histórico de la BCL, con 46 chapas.

Opinión de Rafa Pueyo, Director deportivo de Surne Bilbao Basket

“Ha ayudado a Hapoel Holon a conseguir dos grandes éxitos. La clasificación para la Final Four de la Champions League y, sobre todo, la consecución del título de liga en Israel. Eso habla muy bien de su mentalidad y de su ambición".

"Como jugador destacaría su movilidad, su velocidad, su gran capacidad de salto, que le ayuda en ataque a jugar por encima del aro, a ser peligroso en situaciones de Pick&roll y a intimidar a nivel defensivo. Con él y con Jeff Withey hacemos una buena pareja interior. Son jugadores diferentes que se complementan bien”.